lunes, septiembre 11, 2006


PATAGONIA - VOLVER

Ya falta poco tiempo para emprender un nuevo vuelo, 13.000 Km. y estaremos dentro de esta foto.

¿Cómo explicar el afán por recorrer un cuarto de mundo para volver una vez más a Patagonia?
Por la fascinación que el Laberinto Patagón causa en nosotros que nos atrapa en su enorme mosaico. Tierra de innumerables rincones en los que perderse una vez más, conocer sus gentes y coleccionar “momentos”
Mucho tenemos pendiente en Patagonia, tiempo atrás escribía que mis sitios preferidos de Patagonia son los que no conozco, cierto, pero también lo son algunos lugares a los que sí o sí me gustará volver.


Volver a disfrutar de la explosión de vida de la primavera atlántica


A sumergirnos en paisajes de belleza descomunal y dejar que la vista se pierda 360 º. Volver a navegar por ese ondulante mar de tierra, nadar en esa luz y en ese aire. Y de entre el silencio recuperar charlas con gente conocida o descubrir nuevos personajes para aprender cada día un poco más.


Da igual como lo llamemos, ese lago siempre será uno de los sitios máximos... tanta belleza...a cada vez que vuelvo disfruto más de ella.

Este año dos libros me invitan a visitar otra vez ese rincón de Aysén, ahora conociendo un poco más de esa tierra. Conocer a su autora será otro aliciente para poder expresarle personalmente en Chile Chico nuestra admiración por su obra y nuestro agradecimiento por su amabilidad.


Volveremos al Baker, esa maravilla amenazada por Don Dinero, ese poderoso caballero que ahora pretende amordazar la naturaleza sin igual de esa zona de Aysén.


Nosotros, modestamente trataremos de pasar sin hacer mucho ruido, y veremos de no olvidar que “quien se apura en Patagonia pierde el tiempo”.