domingo, abril 27, 2008


PATAGONIA - Mirounga leonina
O sea, elefante marino del Sur
Una tarde en Punta Delgada...

Tiempo para pasear y constatar lo del "hay otros mundos pero están en este"


Mientras los juveniles descansan plácidamente, parecen sonreir.


Los recién nacidos buscan alimentarse...


Y una vez satisfechos, ajenos a lo que les espera, a escasos metros observamos lo que les deparará el futuro


Cualquier momento es bueno, para poner a prueba a los rivales

¿Quién es el dueño?



Por si acaso mamá y cría mantienen una prudente distancia


Una buena siesta y luego ya veremos...
Ni se les ocurra hacer la siesta si paran en Punta Delgada, ya la harán los elefantes por ustedes.
NOTA. Es un placer compartir nuestras fotos que como habrán comprobado, nunca van firmadas (total no serviría de nada) y tampoco queremos "reducirlas", en aras de mostrar la realidad de Patagonia tal y como es, tal y como la hemos visto, tal y como la verán cuando la visiten. Así que si alguien piensa usar las fotos del Guanaco Volador y apelando al sentido común, lo único que les pedimos es que citen su procedencia. Si además tienen la elegancia de pedir permiso, el agradecimiento está garantizado.
Hasta la próxima

4 comentarios:

Matvi. dijo...

Notables fotos. He pasado algunas decenas de veces por Punta Delgada, y nunca he visto a los elefantes.

Danka dijo...

migos. Notables fotos y tal vez por ello es que algunos las están utilizando sin permiso. ¿Cómo están?.Yo extrañando a los amigos blogueros, lamentablemente sigo desconectada. Ya veremos. Siempre los visito y no los olvido. Un abrazo patagón para los dos.

Sureando dijo...

Yo creo que Matías está pensando en otra Punta Delgada. ¿Por qué no nos aclaras donde queda esa Punta, Guanaco?

El Guanaco Volador dijo...

Primero gracias a todos por la visita y sus palabras.

Danka se te extraña por aquí

Matías, creo que Beatriz tiene razón ya que es difícil pasar por Punta Delgada en Península Valdés y no ver elefantes